De los caminos andados

Esto es un sitio para leer poesía y también para comentar lo que se quiera: actualidad, literatura, critica de sociedad, television, conversación, sentimientos etc... Todos son bienvenidos.

Mi foto
Nombre:

jueves, agosto 25, 2016

Muchacha de espaldas tendida al sol en la playa



.
.
.

.


.



.

Reloj de arena, tu pierna, por donde se desliza deliciosamente suave
un instante claro, grave, como una lágrima, el beso del aire
y el de mis ojos, la corva, muchacha, siente, desbordado río
de emociones fugitivas y se estremece. Tiempo detén este instante

Foto: Playa de Getares (Algeciras)

jueves, julio 14, 2016

Después del último poema que escribiste

.


.



.




.


.


Después del último poema que escribiste
aquel que te acercaba al mundo mío
hubo un silencio largo que la noche
no supo traducir y se escapaba
la luz de aquella grieta y la palabra
de aquella grieta oscura que era un grito
inteligible en la herida del tiempo
Lo he entendido más tarde y no consigo
traspasar el cristal de aquel poema
como una mano líquida traspasa
el filtro de la tierra. ¿Sabes?: Queda
el eco de la música. El idioma
de los antiguos dioses ¿Y que dicen?
No podemos saberlo. Ya no importa
Seguramente, hoy no hablan de nosotros,
pero suena, suena y suena y yo te leo
¡Y es todo tan distinto!

viernes, junio 17, 2016

Entonces

.



.



.



.

.



Entonces no hacían falta esos discos metálicos de valor indudable
ni papeles fantásticos para viajar al Norte, ni recamadas cruces
para elevar al cielo promesas ingeniosas, quejas, ruegos
que dispersara el aire o las violentas gotas de un otoño brumoso.
No hacían falta oradores que tasaran verdades y virtudes
pues lo bueno era obvio y el daño una evidencia. Las heridas
solo sangre manaban. El dolor no traspasaba el cuerpo
y el único destino consistía en despertarse con la aurora siguiente.
Reproducirse no era una forma de vida ni un lujo momentáneo,
De la breve belleza del color y la forma brotaba el alimento.
Entonces la corona se hallaba disponible en las flores silvestres
que las manos tallaban. La pasión era un río lleno de peces dulces.
El amor se abrigaba mudo alrededor del fuego de unas ramas
del calor de unos cuerpos. Entonces cada vida era propia,
no gratis, pero costaba menos de lo que cuesta un sueño.
Ahora los sueños son a costa de otras vidas, se roban y se venden.
Todo es superficial, la mentira se impone, el mundo boqueando
metano se destruye y yo junto al rebaño a veces soy feliz.
Y no lo entiendo

martes, abril 26, 2016

De otra vida

.


.



.

.

.

.




Y me acuerdo de ti, y aunque fue breve,
fue una vida completa: aprendizaje
crecimiento feroz de los sentidos,
lucha por retenerlos, la tristeza
que es la cura de amor para el olvido
y nos queda la muerte todavía
para cerrar la herida. Aún herido
no quiere el corazón abrir la puerta,
pero es tiempo de arder en otro fuego
y estas tardes de lluvia…

viernes, abril 15, 2016

Besos de paso

.


.



.



.
Con esos besos de paso
que nos damos,
en exceso,
ambos nos alimentamos.
Ganan peso
alma y cuerpo, y es por eso,
creo yo, por lo que engordamos.
.

viernes, marzo 25, 2016

Los muertos oficiales

.

.


.



.

.


Son 32 –dijo uno- los muertos oficiales
y la cifra se retorció en el aire,
sin nada a que atenerse. Entre los hierros
todavía humeaba
el documento de identidad de alguien
con su nombre, Jean Charles, aún legible
pero aquel locutor era insistente
32 Han sido 32 los fallecidos,
las fuentes lo confirman:
Son muertos oficiales.
Para nada Jean Charles, Maríe, Maurice
Paul, Sebastián, Adelma… Todos
debían ser 32, llamarse 32 , ser esta cifra.
Lo demás no contaba.
Que era joven y activo.
Que perdía mucho tiempo revisando papeles
Que cambió de opinión con el transporte,
que iba a ir en coche… Que recibió un mensaje
que decía “Ven. Te quiero”
Que lo esperaba un hijo.
Todo eso tendría que haberlo dado un nombre.
No una cifra,
pero, claro, no eran muertos corrientes
Solo eran los muertos oficiales.

domingo, marzo 20, 2016

Si, pero menos

.
.
.


.


.





¿Ahora me voseáis seor D. Carlos?
¡Plúgeme, voto a Cristo, que me honráis!
No son tratos los tratos que me dais
pero al menos sabéis aderezarlos.
Presto estoy, sus dictados, a aceptarlos
mientras vengan de usted, más no creáis
que eso os deje mejor de lo que estáis
sois solo un dictador, pues, al dictarlos.
En cuanto al nombre ¡que queréis que os diga!
es de rancio abolengo como aquel
Guillermo Tell de tradición tan larga.
El suyo es muy vulgar. Es de otra liga.
Se liga más siendo Manolotel,
que cáscara seré pero no amarga.

Etiquetas: ,

sábado, marzo 12, 2016

Tiene razón vuesa merced

.



.



.


.


Tiene razón, vuesa merced: Estulto
no sería voz que le defina un tanto
que tal apelativo al de Lepanto
le pareciera leve como insulto
Sería más fiel llamarle: necio, inculto
botarate procaz, poeta del llanto
y  me quedara corto, no se cuánto,
misérrimo escritor, aún dicho a bulto.
Mas como mi talante es renuente
a dictar solipsismos tras la máscara
me voy a desvelar tras de dictarlos.
El común, por mi nombre, de la gente
(no como el de vuecé, que es solo cáscara)
suele llamarme, simplemente: Carlos

Foto: Carlos y Carlos

Etiquetas: ,

Creative Commons License
De los caminos andados by manolotel is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 España License.