De los caminos andados

Esto es un sitio para leer poesía y también para comentar lo que se quiera: actualidad, literatura, critica de sociedad, television, conversación, sentimientos etc... Todos son bienvenidos.

Mi foto
Nombre:

viernes, junio 22, 2007

No me vas a querer



.

.

.

.

.

No me vas a querer
Se lo escuché a la e muda hablando con la hache
Los mudos, ya lo sabes, no pueden ocultarse
de los ojos, ni decirse al oído, lo que sienten.
Por eso, (y creo que fue en francés) en las finales
que nunca pronunciaba, lo descubrí, lo supe:
No me vas a querer. Si hubo un motivo
(bien por consejo médico, rutina partidaria,
infundada atracción, raíces comunes,
o un impulso, que como todo impulso
solo avanza unos pasos, luego para)
pues bien, si hubo un motivo y si algo queda
como un rastro brillante y espontáneo,
en esa brasa que llamas corazón,
me temo que no arde. Ya no arde.
Pero, ¿verdad que es dulce... ( a ver como lo digo)
haber querido un poco; pero tanto
que podríamos habernos tocado con las manos
-lo mismo que la e muda que no grita
y todos la oyen al decir je t’aime-
sintiendo su hormigueo, sin conocernos?.
¿Verdad que es dulce haberse casi amado
y sentir en los ojos aún ese desconsuelo?

Cuando te arropen las sombras de la noche
hoy, sin embargo, sentirás un beso.

18 Comments:

Blogger Lludria said...

Original y hermoso tu texto, Manolotel!! "-lo mismo que la e muda que no grita y todos la oyen al decir je t`aime-"... Precioso. Un saludo!!

7:58 a. m.  
Blogger Simplemente Olimpia. said...

La posibilidad siempre lo es, dulce, como un caramelo revoloteando por la boca, pensar-se posible....la probabilidad y la tentación...que tensan los musculos de cuerpo hasta agotarlos.
Con frases tan taxativas "-no me vas a querrer"-sólo se intenta escuchar la respuesta contraria.
Además, con un lenguaje universal como el del amor, las lenguas no pueden enmudecer y menos las vocales.
Espero que el calor de tu sur no sea tan irreverente como pensar que el silencio de una vocal puede enmudecer una emoción.

Olimpia.

12:31 p. m.  
Blogger manolotel said...

Gracias Lludria (¡que dificil, ¿no?)

Me gustan esas letras (objetos) que no se pronuncian (aparentemente inútiles) pero ¡tan imprescindibles para darle sentido y belleza a las palabras (a la vida diaria) !

Pero al mismo tiempo, aunque parezca una contradicción, también envidio esa capacidad para soltar lastre, en el caso tuyo un blog y empezar de nuevo que teneis algunas personas.

Tal vez porque soy algo Diogenes (el del síndrome). No soy capaz de desprenderme de las cosas (aún inútiles) que aprecio.

Hay un poema mio que se titula FRUTA MADURA y dice así:

Siempre me estoy despidiendo
y nunca me voy de nada
solo las cosas se van
de mi perezosamente desenganchándose; fruta
madura. Pero no sé
como podría retenerlas.
Cómo podría retenerte
a ti, por ejemplo, amor,
cuando sintiera en la rama
del corazón ese breve tirón
que las frutas dan al desprenderse. No sé con que labios, que palabras,
para impedir que te fueras
podría llamarte. ¡Ay! siempre
me estoy despidiendo pero
nunca de nada me voy,
se me van las cosas solas.
(...¡No te vayas!)

----------------------------

Éste es de regalo.

Un beso.

12:35 p. m.  
Blogger manolotel said...

Hola mi leal amiga Olimpia.

Tus palabras siempre son dulces en este espacio aspero quizás de aspecto pero grato solo por la presencia abrigadora de amigos y amigas como tú.

Si, es un poco lo que dices. Esa emoción de lo que se tiene cerca, como aquel poema de J.A. Buesa del viajero muerto de sed que está frente a la fuente y no la bebe.

La e muda, en efecto, es un poco, el simbolo poético de esa silenciosa emoción.

Gracias por tu lectura siempre escudriñando el detalle y valorándolo.

Besos

12:54 p. m.  
Blogger Simplemente Olimpia. said...

dejo que me asignes ese "apelativo" por que se que te pone!!! tanto como a mi....delos nervios!

Olvidé mentar esa plaza...nueva....aynssss....

Olimpia.

4:23 a. m.  
Blogger manolotel said...

Je je ¿duele, eh? Es broma, Olimpia. Aplaca tus nervios y tómate una copilla a mi salud que de momento es estupenda (aunque un poco resacoso porque anoche celebramos con retraso el solsticio de verano y de camino, aunque no soy muy futbolero, también la victoria del Sevilla).

Enga, un besote.

12:04 p. m.  
Blogger manolotel said...

La foto la he reducido de tamaño para que no ocupara mucho pero en grande, como yo la tengo en el ordenador, es una maravilla de foto de la Avenida de la Constitución de Sevilla.

12:14 p. m.  
Blogger Lludria said...

A veces se hace totalmente necesario soltar lastre, Manolotel.
Si sabré yo del síndrome del tal Diógenes -cachis la mar- que guardo y guardo y sólo quisiera que mi casa fuera un poquito más grande para seguir guardando... Pero es un autoengaño, he soltado lastre y se me ha medio quedado enredado en un pie así que... sigue estando, en el fondo.De hecho, una de las primeras cosas que he hecho con el nuevo blog recién estrenado es visitar a aquellos que a su vez me visitaron en mi otro hogar, desde los incondicionales hasta los ocasionales :)
En ocasiones, cuanto menos intentas retener..., más se te enganchan las cosas y los afectos.Gracias por tu poema!!
Un beso!!

2:21 p. m.  
Blogger Romy said...

comenzo como un juego y luego toma una nostálgica intensidad...
muy bueno, eh}nhorabuena por haberte encontrado en mi bog
un abrazo,

8:55 p. m.  
Blogger manolotel said...

Viniendo de alguien que escribe tan estupendamente, tu comentario es un hermoso regalo.

Gracias a ti por desviarte a este olvidado sendero.

Un besote.

11:25 p. m.  
Blogger Isabel Romana said...

Tienes una imaginación portentosa para crear estos poemas. Siempre cuentas historias a través de ellos. Je t'aime, con la e final muda. Besos.

10:45 p. m.  
Blogger manolotel said...

Nadie como tú, homérica amiga, para encontrar la historia que se esconde entre los pliegues de la poesía.

Casi siempre hay historias, propias o asimiladas. Historias que beben de las experiencias vitales de cada uno, aunque a veces, en el proceso poético de elaboración de la memoria, sufren transformaciones que la hacen irreconocibles.

Un besote Isabel.

12:32 p. m.  
Blogger Viuda de Tantamount said...

Ufff,,..te leo y releo...y es imposible que no te quiera con h o sin ella,...

B x C

1:26 p. m.  
Blogger manolotel said...

Ya sabes que es un cariño correspondido, amiga Hilda. Se le levanta a uno, el ánimo, la moral, todo con comentarios ta elogiosos como el tuyo.

Un besote

11:21 p. m.  
Blogger Mar said...

No todo silencio es vacío, es más, muchas veces está tan lleno que late.

Qué belleza conferirle presencia casi corpórea a un fonema.

Dulce final

6:59 p. m.  
Blogger manolotel said...

Hola Mar:

Los que amamos la poesía sabemos que no hay nada más sonoro que el silencio. Ese fonema tiene, por tanto, su propia manerade expresarse. Yo lo único que hago es una burda traducción de su magia y su misterio.

Un abrazo y gracias por acudir a la silenciosa llamada de la poesía.

1:23 p. m.  
Blogger Goathemala said...

Caramba que texto tan bonito, un deleite a la vista y el razonamiento. Volveré por aquí.

Saludos.

7:14 a. m.  
Blogger manolotel said...

Muy agradecido por el comentario, Goathemala. Espero que la experiencia de la lectura de estos modestos poemas sea cuando menos interesante.

Un saludo cordial

9:35 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Creative Commons License
De los caminos andados by manolotel is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 España License.